La creatividad nuestra de cada día

Actualizado: may 17

La creatividad siempre ha estado en el corazón de los negocios, pero últimamente todos loq que trabajamos en empresas, seamos coaches, consultores o líderes apelamos más a ella que nunca. La creatividad es esencial para el espíritu empresarial que hace que se inicien nuevos negocios y que sostiene a las mejores empresas después de que han alcanzado una escala global. Pero tal vez porque la creatividad se consideraba algo propio de artistas o bien de personas muy imaginativas y soñadoras, algunos no solían detenerse demasiado en ella. Hoy sabemos que ella es parte de todo nuestro accionar porque ante este mundo dinámico, el ser creativo es el que nos permite ser flexibles y adaptarnos sin lágrimas a los cambios.






Aunque los avances del pasado a veces provienen de un solo genio, busca muchas contribuciones para tener un equipo creativo.

El cambio a una economía más impulsada por la innovación ha sido abrupto. Hoy en día, las capacidades de ejecución se comparten ampliamente y los ciclos de vida de las nuevas ofertas son cortos.


A medida que la competencia se convierte en un juego de quién puede generar la mejor y la mayor cantidad de ideas, a los estudiosos de la creatividad se les hacen preguntas específicas sobre su investigación. ¿Qué significa? ¿Qué tan relevante es? ¿Ofrece orientación sobre las decisiones que deben tomar los líderes de empresas que dependen de la creatividad?


En este mundo donde los ejecutivos agregan la creatividad a sus habilidades, también el líder debe resaltar el brillo de esos naturalmente creativos e impulsar la creatividad de los menos imaginativos. En este camino de impulsar la invención, la solución de problemas, debemos fomentar la interdependencia, ese rasgo del que habló Stephen R. Covey en su libro "Los siete hábitos de la gente realmente efectiva". La gente va a estar más motivada y más abierta a crear cuando se le da libertad de acción para hacerlo.



¿Qué boicotea la creatividad?


Entre los aspectos que impiden que fluya nuestro ser creativo es cierta tendencia de algunos líderes a controlar el accionar de sus equipos. Puede suceder cuando se nos asigna un proyecto donde somos cuatro personas ejecutándolo y de golpe se nos suman doce personas más y eso enlentece los tiempos y la ejecución porque son más personas, con diversidad de pensamiento y diferentes tiempos para discutir las ideas. Otro error común que surge es cuando se separa demasiado a los creadores de ideas del departamento de marketing y ventas. Los creativos deberían estar ahí porque eso facilita la venta de esa idea.


También las dudas llevan a cierto bloqueo de la creatividad y no es de extrañar porque el conocimiento de cuándo es el mejor momento para asumir una transformación estratégica o hacer un cambio del modelo comercial o del tipo de mis productos no es una decisión fácil. Tampoco ayuda el que vivamos aferrados las tradiciones porque reinventarnos es la clave para caminar airosos en el mundo V.U.C.A (volátil, incierto, complejo y ambiguo) que se nos vino.


El trabajo del líder no es ser la fuente de las ideas pero si provocar que su equipo tenga ideas y abrirles la imaginación. Debe involucrar a las personas adecuadas en el proceso creativo. Ese compromiso comienza cuando el líder reformula el papel de los empleados. En lugar de simplemente arremangarse y ejecutar una estrategia de arriba hacia abajo, los empleados deben contribuir con su imaginación.


Entre algunas de las cosas que podemos hacer para fomentar la creatividad de nuestros trabajadores es hacerles más preguntas para que ellos piensen más, logren crear nuevas conexiones neuronales, tengan buenas ideas y eso lo podemos hacer generando reuniones, provocando #brainstorming (tormenta de ideas) o bien #brainswarming


Muchos creativos consideran mucho más efectivo el brainswarming porque el brainstorming es una técnica en la que suelen brillar los más extrovertidos del equipo, que exponen sus puntos de vista enseguida pero el brainswarming da más cabida hasta a los más tímidos.

Tony McCafferey es el creador del brainswarming y compara esta técnica con el brainstorming y explica porque no funciona.


Las ventajas y requisitos del brainstorming creada por Alex Osborn incluyen: que la gente puede trabajar en equipo, se pueden combinar y construir ideas sobre las ideas de los otros, no se puede criticar las ideas de otros, que el objetivo es la cantidad de ideas, que deben buscarse ideas poco comunes y originales. Con el Enjambre de Ideas según McCafferey se consiguen todos los objetivos de Osborn, pero además soluciona los problemas que evitan que las tormentas de ideas consigan esos objetivos.


Por ejemplo si la gente escribe sus ideas a la vez, se progresa mucho más rápido. Argumenta que una empresa consigue 100 ideas en una hora con el brainstroming y 115 ideas en 15 minutos con el brainswarming. Cuando hablas, es fácil interrumpir los procesos de pensamiento de otros. Con el silencio del enjambre de idea, no interrumpes el pensamiento de nadie. El silencio te permite pasar de pensar tranquilamente, a escribir tus ideas, a colocarlas en el gráfico, mirar las ideas de otros y aportar más ideas sobre las anteriores.


Características del Brainswarming

-Las personas están en silencio durante las sesiones y eso facilita las mejores ideas porque cada uno piensa tranquilamente.

-El equipo debe hacer una tarea y ese es el foco de la reunión.

-Todos trabajan en paralelo.

-Como todos van a poner un post it en la pizarra, nadie necesita sacar notas, porque todo está escrito y colocado en la pizarra.

-El gráfico recoge frases cortas.

-Las ideas se quedan agrupadas mediante gráficos y flechas.

-Es interactivo. Puedes moverte, pensar libremente, escribir ideas, anotar en el gráfico, mirar las ideas de otros, y construir sobre las ideas de los demás.

-Se puede hacer a distancia.

-El gráfico se mantiene en la pared para que el equipo pueda contribuir en diferentes momentos (la versión online de Brainswarming facilita a que equipos de todo el mundo puedan colaborar en cualquier momento)

¿Cómo?

Las ideas se van organizando en forma de enjambre y las posibles soluciones al problema o ideas para el objetivo creativo se van visualizando.


Y si quieres saber más, en este video aquí, Tony McCafferey explica sobre este método de enjambre de ideas.



0 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo